jueves, 27 de julio de 2017



Poder esculpir con mis labios tu piel 
juntar nuestros pechos, saciar nuestra sed 
cerrar las heridas de mi corazón 
morir de agonía si no oigo tu voz. 

Recorrer los mares nadando o a pie 
un simple alma en pena que se siente un pez 
nadando sin rumbo ni dirección 
que muere en la orilla de tu corazón. 

Saber que si alguna vez hubo amor 
tan sólo existió en mi imaginación 
pero no me importa, ya ves... ... 
te sigo cantando cada amanecer. 

Ahora que el mundo ya no es lo que fue 
que ya no hay valores ni tampoco fe 
tan sólo nos queda tener ilusión 
y juntos luchar por un mundo mejor. 

Juntad vuestras manos y alzad la voz: 
¡Que no quede nadie sólo en un rincón 
que mueran las penas, que viva el amor 
que ardan las banderas de cualquier nación! 

William.



miércoles, 7 de enero de 2015

El sonido del silencio

No aprendemos nada. El mundo se ha vuelto loco. Seguimos cometiendo los mismos errores, seguimos equivocándonos de enemigos, seguimos cometiendo barbáries en nombre de Dios, Alá o como quiera llamarlo cada uno. La sin razón se abre camino a golpe de gatillo. La palabra Libertad cada día más violada y pisoteada. Libertad... que nombre tan bonito, pero tan lejano.¿Cuantos muertos en tu nombre? ¿Y ahora? Ahora los otros adaliz de la Libertad clamarán venganza también a golpe de gatillo. Esa es su manera de imponer la Libertad. Pero la Libertad no se impone, la Libertad se gana con ideales y con la palabra. Hoy, mañana y en los próximos días veremos en nuestras pantallas y leeremos en los periódicos hablar de libertad y libertades a los que se dedican cada día a violar NUESTRA LIBERTAD. La tuya, la mía, la de los NUESTROS. Que no nos engañen. Otra vez. Yo seguiré mañana luchando por que todos tengamos Libertad, pero hoy, hoy me iré a dormir un poquito más triste y con el SONIDO DEL SILENCIO de fondo.
 Buenas noches.

https://www.youtube.com/watch?v=dTCNwgzM2rQ



miércoles, 28 de mayo de 2014

LA PASIÓN



 Esta noche vengo caliente, no sé, me ahoga la rutina, no la soporto. Huyo como de la peste de todo lo que me la recuerda. Los días iguales, los programas reiterativos, los políticos que dicen y hacen lo mismo, día tras día, mes tras mes, año tras año. Los buenos deseos de Navidad, cada Navidad. El obligado bronceado de cada verano, el trabajo sin alma, el amor sin amor y sin deseo… No aguato la rutina. La sensación de lo ya visto, de lo ya oído mil veces, de lo ya hecho y vuelto a hacer hasta la saciedad.

 Compañeros, necesito pasión. Pasión para sentirme vivo, para que todo me parezca nuevo, para que todo me sepa de otro modo, para olvidarme que ya me sé lo que me sé y entregarme sin miedo y sin memoria. Necesito la pasión. La historia del mundo es la historia de una pasión. Necesito la pasión porque no soporto la rutina. Esta rutina que me mata. Esto es lo que hay. Discúlpame, pero hoy estoy chungo.

                                                                 William.


miércoles, 25 de diciembre de 2013

LA VERGÜENZA


Me enseñaron de pequeño
que eso era un sentimiento humano;
una representación del deshonor,
desgracia y condenación.

Me explicaron también, 
que lo que pienso no sirve para nada,
que lo que escribo es sólo
para sentirme incluido en la manada.

Me adoctrinaron a no expresarme libremente,
porque a más de alguien le podía molestar,
o porque alguien más inteligente que yo,
diría algo mucho mejor.

Pero gracias a ellos, aprendí
a nunca hacerles caso, a
ser un desquiciado porfiado, 
aunque muchas veces estuviera equivocado.

Y me apliqué en hacer lo que 
siempre yo quería y sentía,
porque si no lo hacía,
alguien más lo podría hacer.

Y así evolucioné,
porque no hay nada peor
que avergonzarse por lo que tú eres.
Ya no hay tiempo para la vergüenza,
es hora de dejar atrás la tristeza.



sábado, 1 de junio de 2013

Noche.

Noche, noche de invierno.
Noche cargada de estrellas.
Abrigado con el frío,
 voy de regreso a casa.
Hablando con mis pasos
 me acompañará el camino,
 y casi al final de mi destino
 llego al crucero del alba.

Se apareció vestida de cielo,
 mas hermosa que un bosque,
 mas hermosa que el mar.
Resplandeció la tristeza...
Con sus ojos claros, serenos,
 cabellos largos y negros,
 como las noches de invierno
 en este país sin sol.

Su vida arrastraba toda las desdichas del mundo.
En su rostro de alborada se refleja un antiguo sol.
Pero ahora es noche cerrada y el brillo de la vida se hunde,
donde el silencio descansa, donde se va a dormir el dolor.

Años, años, han pasado los años
 y he perdido aquella noche cargada de estrellas.
La vida es perder todo poco a poco
 y terminar cuando ya nada queda.
Desde entonces cada noche,
 al caer aquella hora,
 sigo esperando a mi hada
 en el crucero del dolor.

Nunca mas podre soñar
 hasta que duerma a su lado.
Mientras muero lentamente,
 tan lento como viví.
Y aunque me quieras quitar
 lo que nunca me has dado,
 prefiero ser contigo desgraciado
 que por siempre feliz sin ti.

El brillo de la vida que se hunde,
 donde el silencio descansa,
 donde el fuego se viste de lumbre,
 donde el mundo se apaga...
 solo para los dos.

Si cuando escribiendo eses
 vas de regreso a casa,
 bajo una lágrima grande, redonda y blanca,
 y te sigue una mujer de largos cabellos negros...
No temas, no tengas miedo, es la noche que te quiere.
 
William.
 
 

jueves, 16 de mayo de 2013

Mientras dormías.


Tú no lo sabes amor, pero anoche dormí contigo a kilómetros de distancia entre tus brazos. No, no lo sabes, pero anoche cuidé tu sueño, acaricié tu alma y besé tu aliento en calma. 

Tú no sabes que anoche en tu cama, mientras tú dormías, me colé en tus sueños como un intruso sin tú saberlo, bebí de tu boca, calmé mi sed y apagué mi ansia de ti... que me vuelve loco.

No amor, no sabes que ayer la suave sábana que te cubría y que acariciaba tu desnudez, era mi piel sobre la tuya. Que fuimos amantes apasionados, que te embriagaste de mí cual exquisito licor para derramarte en mí y renacer de nuevo a la vida.

Y hoy, al despertar, no sabias nada, pero has sentido como este bandido que robó tu sueño, se llevó tu alma y te dio la vida.

                                               William.



miércoles, 8 de mayo de 2013

Herida

El vaso vacío es la prueba de otra noche de insomnio. Los ojos enrojecidos, delatores de su miseria. Pasan los días y sigue sin rumbo, anclado en un pasado imperfecto. La cama siempre fue un lugar incómodo por unos silencios que siempre matan.

Y mañana será igual... Misma rutina, mismo dolor. La esperanza es un barco que ya zarpó y en el que no tenía sitio.

¿Y qué importa? Ladran los perros. ¿Qué importo? Pregunta el hombre herido...

                                                                  William.



martes, 26 de marzo de 2013

Como dos gotas.

Como un gato malherido que no sabe donde está,
como un perro maltratado en busca de libertad,
como un cuento que no acaba porque no quiere acabar,
como el humo del tabaco que siempre tiras al bar.

Como el agua entre las manos, como el niño al despertar,
un relámpago que avisa, la tormenta va a empezar,
como un nudo en la garganta que no se sabe explicar,
como el hilo de una araña que teme a la libertad.

Como el pájaro que canta en la mañana al despertar,
como el cielo que no escampa, como es la ola al mar,
como el río que sin agua se convierte en barrizal,
como el soldado valiente que se niega a disparar.

Como el ciervo que no sabe por donde debe escapar,

como el lazo que me ayuda cada día a recordar,
que la vida es solo un sueño y los sueños sueños son,
como el gallo que no canta cuando ve salir el sol.

Como un reflejo del agua, como el beso al despertar,
como el calor es al fuego, como el niño a la verdad,
como el viento a los molinos, como el ruido a la ciudad
como el látigo al esclavo, como el vino al paladar.

Como dos gotas de agua al juntarse en el cristal
como el hombre que no habla por miedo a molestar
como el eslabón que engancha y no te deja escapar
cuantas cosas nos pasaron y nos quedan por pasar.

William



                                                         



miércoles, 6 de marzo de 2013

Ministros de Dios.

A estas alturas de la vida, uno ya no se sorprende de casi nada. Cada vez que escucho o leo las declaraciones de los dueños de la secta de la iglesia católica, o leo o escucho las declaraciones de su brazo político hablar de lo que es normal o de lo que no es normal, me entra una mala leche por el cuerpo que eso si que no "es normal".

Señor Ministro, señores de la iglesia católica, señores del Opus Dei, ¿Saben lo que no es normal? ¿Ustedes quieren que yo les diga lo que no es normal? No es normal pensar que hacer el amor es pecado, eso no es normal. No es normal pensar que Dios no quiere a las lesbianas y a los homosexuales, no es normal. No es normal que la Iglesia oculte abusos de niños, ni que los sacerdotes no se puedan casar. No es normal la riqueza del Vaticano, ni los anillos, ni el oro, ni el dinero tirado en campañas de publicidad mientras 30 millones de personas se contagian de sida en África por no usar preservativos.

Señores, Dios, Dios nos hizo con dos brazos, con dos piernas y también nos hizo con la capacidad de amar, de querernos, de tocarnos, de sentir con la yema de los dedos y eso señores, no puede ser pecado.

Amar no es fácil, y ustedes se empeñan en hacerlo más difícil y enrevesado, como si no nos bastáramos nosotros mismos, como si no se bastara la propia humanidad para complicarlo todo. Señores, porque amar, amar es entender también el rechazo, entender que te van a hacer daño, entender que vas a sufrir, que vas a llorar, y es entender que las cosas son muy distintas al sacramento del matrimonio. O sea, hoy, hoy te casas ¿y vives feliz para toda la vida? Falso, señores, falso, por muchos siglos que puedan seguir ustedes proclamándolo.

¿Saben qué creo? Creo que ustedes no saben qué es el amor, que nunca han amado y nunca han sido amados. Porque si algo he aprendido estos años es que si apretar un cuerpo hasta convertirse en uno, si eso es pecado, señores, soy un pecador, porque el único Dios en el que creo, es el amor, ¿entienden? El amor.


                                                          William.




jueves, 31 de enero de 2013

LOS BORRACHOS.

El ruido de la muerte aquí en este bar desolado,
donde la tranquilidad se sienta encorvada sobre su oración,
y la música sirve de coraza al sueño del amante,
pero cuando ninguna moneda introduce esta dura desesperación.

Hasta aquí, el más solitario de los hogares
y de todos los destinos el más solitario además,
cuando ninguna música eléctrica rompe el batir
de corazones doblemente rotos, pero ahora reunidos
por el cirujano de paz en la astilla del desastre,
penetra más profundamente que lo hicieran las trompetas.

El movimiento de la mente dentro de ese entramado,
donde los desórdenes son simples como la tumba
y la araña de la vida se asienta y duerme.


                                                  William






jueves, 24 de enero de 2013

CUANDO SEAMOS GRANDES.


Cuando seamos grandes, no nos olvidemos que para las noches se hicieron los cuentos, y los reyes magos, y los duendes buenos; que sólo hace falta cuando llega el sueño tener bien a mano la voz de un abuelo.
No nos olvidemos que en una vereda cabe un mundo entero, de risas y ruedas, que no hay mar tan nuestro como el de la acequia, que con dos pedales de una bicicleta lo que queda lejos siempre queda cerca.
No nos olvidemos de las maravillas que se guardan en las cosas sencillas, los viejos cajones, la flor, la semilla. La vida es un viaje, y es cuestión de vida sentarnos al lado de la ventanilla.

Cuando seamos grandes va a ser muy bonito tener como amigos a los animales y gritarles cosas y entender sus gritos, y explicar los vuelos por el infinito...

No nos olvidemos cuando seamos grandes que un beso es un modo de quedarse en alguien, que siempre es horario para acariciarse, que el amor es todo, que ternura es madre, que hay que estar temprano cuando se hace tarde.

Cuando seamos grandes no nos olvidemos de la fantasía, del sol y los juegos, y los cumpleaños, y el circo viajero, los payasos tristes, los muñecos buenos, y la hermosa costumbre de decir: ¡TE QUIERO!


                                                  William





martes, 22 de enero de 2013

Debilidad.

Es esa sensación de perder, de no ganar nunca, de estar siempre en el lugar y el momento equivocado. Es esa sensación de estar siempre con los malos, de dejarte arrastrar por ellos y de no plantarles nunca cara. Es esa sensación de impotencia, de debilidad. Esa sensación tan extraña cuando vas a dormir y repasas todos y cada uno de los asesinatos que has cometido. Rutina, pura rutina, pero... que extraño me siento con las manos llenas de sangre...

                                                     William.



viernes, 4 de enero de 2013

Neolengua.

No diga "Dios", diga "Dinero"
No diga "Dictadura", diga "Sistema"
No diga "Estafa", diga "Crisis"
No diga "Recortes", diga "Austeridad"
No diga "Nuestros amos", diga "Mercados"
No diga "Congelar el salario mínimo!, diga “mejorar la competitividad”.
No diga "Recesión", diga “tasa negativa de crecimiento económico”.
No diga copago ni mucho menos repago: es un necesario “ticket moderador”.
No diga "Recortes", diga “Reformas”.
No diga "Abaratar el despido", diga “Flexibilizar el mercado laboral”.
No diga "Irresponsabilidad bancaria", diga "Hemos vivido por encima de nuestras posibilidades"

No critique las rebajas fiscales a los más ricos, diga “Ayudas a los ahorradores”.
No diga "Incapacidad de gestión", diga "Herencia recibida”
No diga "Subida del IRPF, diga “Recargo temporal de solidaridad”
No diga "Privatizar", diga "Externalizar servicios"
No diga "Devolver favores", diga "Indulto"
No diga "Fuga de cerebros", diga "Espíritu aventurero"
No diga "Represión", diga "Orden Público"
No diga "Víctimas civiles inocentes", diga "Daños colaterales"

No hable de regalar dinero público a la banca con un banco malo, se trata de “facilitar la gestión activa del patrimonio dañado de las entidades financieras”.

No critique a un ministro de Defensa que ha pasado los últimos 16 años a los dos lados del misil –comprándolos desde la Administración o vendiéndolos desde las fábricas de armas–: elogie su “experiencia en el sector”.
No recuerde a Lehman Brothers, sus directivos nunca han sido responsables de lo que pasó....

No es una crisis... ¡¡¡ES UNA ESTAFA!!

                                                     William.






miércoles, 2 de enero de 2013

Santa Compaña.

Lo que viene
no tiene mucho que ver con lo que se espera
lo que se espera
no tiene mucho que ver con lo que quieres
lo que quieres
no tiene mucho que ver con lo que deseas
lo que deseas
no tiene mucho que ver con lo que haces
lo que haces
no tiene mucho que ver con lo que el corazón exige
lo que el corazón exige
no tiene mucho que ver con lo que te piden
lo que te piden
no tiene mucho que ver con lo que tienes
lo que tienes
no tiene mucho que ver con lo que eres
lo que eres
no tiene mucho que ver con lo que piensas.

Por eso es tan triste la vida...
Morir de trabajo o de otra cosa
viene a ser lo mismo.
Cambian los tiempos,
pero el hombre...
no cambiará jamás.

William.




martes, 4 de diciembre de 2012

¿Quienes son los "presuntos" terroristas?

Terrorista es quien concede amnistías fiscales en lugar de perseguirlo, terrorista es quien politiza la justicia y la viola sistemáticamente, terrorista es quien se aprovecha de su cargo público para pillar un buen sillón como asesor de empresas que él benefició mientras estuvo en el cargo. Terrorista es quien aprovechándose de su cargo público, roba el dinero de los ayuntamientos y Comunidades, terrorista es quien destruye y privatiza la sanidad pública, la escuela púbica y elimina los servicios sociales a golpe de mando.

Terrorista es quien da cantidades ingentes de dinero público a la banca para que estos últimos luego se lo presten a un alto interés. Terrorista es quien permite que esta banca ESTAFE  a miles de personas con las preferentes y aquí paz y después gloria. Terrorista es quien permite a los bancos enriquecerse una, dos y tres veces con un mismo piso mientras abandona a su suerte a familias enteras. Terrorista es quien elimina las ayudas a la dependencia, olvidándose de las personas que hay en vida y luego pone el grito en el cielo porque alguien quiera abortar.

Terrorista es quien hace los recortes más grandes de la historia en pilares básicos, pero en cambio mantiene o aumenta sus "ayudas" a la iglesia católica o a los toros. Terrorista es quien aumenta el iva y el IRPF con la excusa de que hay que equipararse a la media europea, pero en cambio mantiene el salario mínimo en 700€, la mitad de la media europea. Terrorista es quien aprovechándose de su papel en la Realeza Española, se lucra y se forra a costa del pueblo. Terrorista es la mujer de este último que teniendo la cuenta en común, no sabe de donde viene el dinero... Terrorista es el padre de esta última que lo sabía pero en vez de denunciarlo intentó que se tapara el asunto, siendo el "primero de los españoles".

Terroristas son los medios de comunicación, ahora llamados de desinformación, que en vez de realizar su función se dedican a ser meros panfletos de propaganda y azotes de sus rivales por sus intereses políticos. Terrorista es quien dice que no hay dinero. MENTIRA, Dinero hay, lo que pasa es que lo manejan unos pocos. Terrorista es quien especula con las personas, quien se lucra a costa de ellas y quien encima les señala como culpables. Terrorista es quien jura hacer cumplir la ley y defenderla y defender a los ciudadanos, y a su vez pegue, maltrate y humille a estos últimos en vez de ir a buscar a los auténticos terroristas.

Terroristas son los que hacen leyes injustas, arbitrarias, quien concede indultos a torturadores y a ladrones amigos suyos. Terroristas son los que quieren una justicia solo al alcance de los ricos. Terroristas son los que nos quieren decir como tenemos que pensar, que tenemos que ver y que tenemos que oír. Terroristas son los que no nos quieren dejar hablar. Terroristas son los que hablan todo el día de democracia cuando ellos son los únicos que la violan día tras día.

Antes los terroristas iban con pistola, con la cara pintada o llevaban pasamontañas. Ahora, los terroristas, llevan gomina y corbata, usan boli y van con guardaespaldas.

*terror.
(Del lat. terror, -ōris).
1. m. Miedo muy intenso.
2. m. Persona o cosa que produce terror.

                                                  William.






jueves, 8 de noviembre de 2012

Entre luces y sombras.

Volví a repetir los mismos errores
tropecé con las mismas zancadillas
aguardé que mi hada me protegiera
de tus engaños y tus mentiras.

Pedí al cielo imposibles
bebí del agua bendita
vomité mi alma en cada verso
escribí en un papel mi agonía.

Y a ti y a mí nos duele
sabedores de lo que es la vida
como han pasado los años
con sus noches, con sus días.

Entre luces y sombras se refugian nuestros miedos
bebiendo del vaso que todo lo cura,
nuestro abrazo, antes sincero,
ahora no lo es tanto, y no es por mi culpa.

Te mando una postal como recuerdo
ya no me entrego a ti y tus manías.
Algunos ya me daban por muerto
algunos que en mi, ya no confían.


William. 



martes, 6 de noviembre de 2012

Libérate.

¿Por qué malgastamos nuestras vidas?
¿Por qué seguimos dormidos?
Tantas palabras confusas,
tantos desastres totales.

Todos tratamos de cambiar el mundo
pero el cambio ha de venir de nosotros.
Tanto consejo ignorado,
tantos ahogados y consumidos.

Todos queremos ser libres
pero antes de conseguirlo,
has de saber, has de saber realmente,
de qué quieres liberarte.

William.




viernes, 26 de octubre de 2012

Memoria

Hay algunos que se hacen viejos a la carrera,
y carreras que solo las hacen los viejos.
Hay algunos que sueñan despiertos con la primavera,
y primaveras que solo despierto sueñas con ellas.
Hay algunos que viven pidiendo en la escalera,
y escaleras que piden vivir de otra manera.
Hay algunos que piensan que el mundo es una cadena,
y cadenas que hacen de este mundo una puta mierda.

Hay algunos que venden sus penas a ciegas,
y ciegos de noche que no valen la pena.
Hay algunos que creen que existe un Dios en la tierra,
y tierra con sangre, con hambre no existe la "tregua".
Hay algunos que se hacen querer, que son gente buena,
y gente que no puedo ver por mucho que quiera.
Hay alguno que ven en el mar una puerta a la vida,
y vidas que cierran ventanas con vistas al mar.

Porque siempre habrá mil maneras de ver las cosas
porque la verdad, nunca ha pecado de mentirosa.
Porque al despertar se aleja un sueño de mi memoria,
hoy mi libertad es ver que hay algo en esta historia. 


William.

martes, 25 de septiembre de 2012

25S...in miedo.

No puedo más. Mis retinas han dicho BASTA! Mis ojos ya no pueden seguir viendo más palizas a gente como tú y como yo, de carne y hueso, con problemas reales pidiendo un cambio de sistema que nos ha llevado a ser un país tercermundista. Se ríen de nosotros desde sus sofás caros, mientras se beben un rico roncito al saberse el ombligo del mundo. Les dan igual las imágenes de hoy. Les dan igual que sean mujeres, ancianos o niños. Ellos tienen su tela de araña bien tejida y si algo falla, siempre estarán los perros adiestrados a su servicio para hacerles el trabajo sucio. Ellos no piensan, solo "cumplen órdenes". Se olvidan que su deber es defender y proteger al pueblo, no al Gobernante. Cuando les hacen la entrevista para entrar en la policía el 100% de ellos dicen que lo hacen por vocación y para ayudar a gente como tú y como yo, pero se les olvida en el mismo momento que tienen una porra y una pistola en la mano. Se saben poderosos y se olvidan de las razones por las que "entraron" en el cuerpo. ¿Qué hay de todo? Seguro. Pero la realidad es la que es y las imágenes están ahí. ¿Cuantos saben de torturas y malos tratos y no denuncian? ¿Compañerismo? NO, corporativismo. No juraron eso al entrar. Ellos olvidan rápido, pero nosotros no. Y en la vida, lo que un día está arriba, mañana está abajo. La vida da muchas vueltas y tiene mil esquinas, en las que siempre, alguna vez en la vida, todos nos encontramos. Solo espero que los que hoy ordenaban aporrear a gente decente y los que aporreaban al grito de GUAU a personas que podrían ser de su familia, se vean más pronto que tarde en la situación de todas y cada una de las personas que allí estaban. Sin presente, y sin futuro... ya NO tenemos miedo. Buenas noches... por decir algo.

                                                                   William.









miércoles, 19 de septiembre de 2012

Besos robados, dolor eterno.


                                         Caen los rayos del cielo
                                         con la rabia del hombre herido.
                                         Resurgen desgracias de fin de siglo
                                         en otro amanecer loco. 


                                         Murió el amor,
                                         como antes murió la fe.
                                         Pausadamente, agonizando,
                                         suplica al destino
                                         entre gritos de rabia y dolor
                                         la última oportunidad.
 

                                         Ya es tarde para rectificar.
                                         La ruleta jugó sus bazas,
                                         se hicieron las apuestas.
                                         La banca volvió a ganar.
 

                                         Castigo de Dios
                                         repiten en el pueblo.
                                         Castigo de Dios
                                         repican las campanas.

                                         Besos robados,dolor eterno.

                                         Y camina el hombre herido
                                         con la cabeza baja,
                                         por estas tierras que ayer
                                         vieron el amor en sus ojos.

                                         Señalado por todos,
                                         mentes sucias, almas deformes,
                                         prosigue su camino
                                         con la soledad como única amiga.

                                         El tiempo no cura,
                                         más bien ahoga,
                                         entre mares de lágrimas
                                         que nacen de sus entrañas.

                                         Ya no hay consuelo
                                         ni quien lo brinde.
                                         Hay mucho desmemoriado
                                         que vaga por el mundo.
 

                                         Besos robados,dolor eterno.

                                                               
                                                                  William.




martes, 4 de septiembre de 2012

Necesidad y deseo.


Te venderán que cuando te sientas enamorado, no existen necesidades. Yo tengo alma de bucanero y a salto de mata voy ganándome la vida, y me siento en ninguna parte, salvo cuando me siento en ti. Y entonces, todo arde. No tengo dueño, ni patria, ni consuelo, pero te necesito, compañera, cómplice de fechorías. Tengo una necesidad básica que satisfacer: tengo demasiado por ofrecer. Te has perdido tantas cosas buenas por cobarde, que ahora me he propuesto hacerte valiente, para que nunca vuelvas a hacer “nada”, y aprendas a nadar. Es duro, porque iremos contracorriente. Aprenderemos a no hundirnos juntos. Tú y yo.

¿Y por qué? Porque aun en este lugar en que me hallo, tengo necesidades: Quiero más de tu piel para mis historias de cartografías imposibles, quiero más de tus ojos para mis letras y más de tu risa para mis gracias. Más de tus sentidos para mis deseos. Más de ti es lo que quiero. Quiero suspirar y conspirar… Déjate de costumbres suicidas, vivamos la eternidad en este instante.

La inercia lleva a mil parejas en este instante a echar el polvo de la semana, la corriente lleva a mil buscadores de noséqué a buscar nosécuál porque para talycual, pascual sirve cualquiera. Pero en otras historias, otros personajes, le echan magia a la rutina. Esos son los que me apasionan.

Tú y yo, a esta hora, nos damos la espalda y el corazón, sin despechos quedamos en mitad de la noche, en mitad de la luna, en mitad del mar, en mitad del sueño… Y provocamos un incendio.


Y después… Después, bésame anda… bésame mucho, que yo sí tengo miedo. Estoy alcanzando la eternidad en este instante y quiero, al abrir los ojos, encontrarte. Y de nuevo… Comenzar, pero contigo.


Buenas noches mi cielo y dime que esto va a durar siempre.
                                                                        William.


miércoles, 15 de agosto de 2012

Morir de pie.


A veces tengo miedo de caer en la tentación, de convertirme en un hombre que vaga sin sentido. A veces creo haber perdido la sana locura y el aguante de tiempos atrás. Pero no es así. Conmigo no podréis y eso que tengo miedo porque nada ha cambiado y nada hemos aprendido. Temo realmente por mi y por mi especie, porque la veo peligrar y al borde de una extinción anunciada. Realmente estoy convencido a morir convencido de mis ideas porque soy un loco libre. Moriré de pie antes que arrodillado por culpa de una sociedad que me dice a la hora que debo de desayunar, con quien acostarme y cuantas veces al día debo de hacer el amor. Mi libertad me la quedo yo. Moriré de pie, convencido de mis ideas, te gusten o no.

                                                                     William.


lunes, 9 de julio de 2012

Lábaro Cántabro


Fuiste voz en la batalla
fuiste guía en el camino
con la sangre derramada
se tiñó tu piel de lino.

Con el oro de esta tierra
bordosé cruz de destino,
fue la cruz de nuestras vidas
el cruce de los caminos.

El vencedor del imperio
te tomo como cautivo,
fuiste el mejor estandarte
de su más digno enemigo.

Y mientras en tierra ajena
mil honores recibidos,
en tu Cantabria natal
marginado en el olvido

Por tanto tiempo apartado,
de la memoria perdido,
a tu suerte abandonado
trapo extraño, mal querido.

Solo algún pueblo vecino
por cántabro pretendido,
ante nuestra indiferencia
supo verte como digno.

Y al despertar de Cantabria 
al recobrar el sentido,
por señal marineruca
vilmente fuiste vendido

Por polaca o monaguesca,
por un trapo inexpresivo,
ajeno a historia ninguna
languidecido por frío.

Pero el pueblo soberano
liberado de prejuicios,
ondea de nuevo tu grana
con la estela embellecido

Como en lo alto del castro
espero verte algún día,
bella enseña milenaria
honrando la Tierra mía.

William


martes, 19 de junio de 2012

Discurso V de Vendetta.

¡Buenas tardes, Londres! Permitid que, primero, me disculpe por la interrupción. Yo, como muchos de ustedes, aprecio la comodidad de la rutina diaria, la seguridad de lo familiar, la tranquilidad de la monotoní­a. A mí, me gusta tanto como a vosotros. Pero con el espí­ritu de conmemorar los importantes acontecimientos del pasado (normalmente asociados con la muerte de alguien o el fin de alguna terrible y sangrienta batalla y que se celebran con una fiesta nacional), he pensado que podrí­amos celebrar este 5 de noviembre (un día que, lamentablemente, ya nadie recuerda) tomándonos 5 minutos de nuestra ajetreada vida para sentarnos y charlar un poco. Hay, claro está, personas que no quieren que hablemos.

Sospecho que, en este momento, estarán dando órdenes por teléfono, y que hombres armados ya vienen en camino.¿Por qué? Porque mientras puedan utilizarán la fuerza ¿Para qué el diálogo? Sin embargo, las palabras siempre conservarán su poder, las palabras hacen posible que algo tome significado y, si se escuchan, enuncian la verdad. Y la verdad es, que en este país, algo va muy mal, ¿no? Crueldad e injusticia, intolerancia y opresión.

Antes tenías libertad para objetar, para pensar y decir lo que pensabas. Ahora, tienes censores y sistemas de vigilancia que nos coartan para que nos conformemos y nos convirtamos en sumisos. ¿Cómo esto ha podido ocurrir? ¿Quién es el culpable? Bueno, ciertamente, unos son más responsables que otros. Y tendrán que rendir cuentas. Pero, la verdad sea dicha, si estás buscando un culpable, sólo tienen que mirarse al espejo.

¿Por qué lo hiciste?, Porque tenías miedo ¿Y quién no? Guerras, terror, enfermedades
. Había una plaga de problemas que conspiraron para corromper vuestros sentidos y sorberos el sentido común. El temor pudo con vosotros y, presas del pánico, acudisteis al actual li­der, Adam Sandler. Os prometió orden, os prometió paz. Y todo cuanto os pidió a cambio fue vuestra silenciosa y obediente sumisión. Anoche intenté poner fin a ese silencio. Anoche destruí­ el Old Bailey para recordar a este país lo que ha olvidado. Hace más de cuatrocientos años un gran ciudadano deseó que el cinco de noviembre quedara grabado en nuestra memoria. Su esperanza era hacer recordar al mundo que justicia, igualdad y libertad son algo más que palabras; son metas alcanzables.

Así­ que si no abren los ojos, si siguen­ ajenos a los crí­menes de este gobierno, entonces os sugiero que permitáis que el cinco de noviembre pase sin pena ni gloria. Pero si veis lo que yo veo, si sienten lo que yo siento y si persiguen lo que yo persigo, entonces, os pido que os unáis a mí­, dentro de un año, ante las puertas del parlamento Y juntos, les haremos vivir un cinco de noviembre que jamás, jamás nadie olvidará.

                                                                            William

                                                                       



martes, 29 de mayo de 2012

HE VENIDO


He venido para sembrar contigo la noche de sensaciones y de sueños.
He venido para compartir soledades y deseos.
He venido para hablar y para escuchar. 
He venido para dar y para recibir. 

He venido para amar y para ser amado. 
He venido para ayudar y para pedir ayuda. 
He venido para acompañar y para buscar compañía. 
He venido para que me conozcas y para conocerte. 

He venido para esperar contigo que las cosas mejoren y que el mundo cambie. He venido dispuesto a casi todo. 

He venido.
 
William.